Aromas para conseguir el equilibrio y la armonía

La aromaterapia es una disciplina terapéutica que aprovecha las propiedades de los aceites esenciales extraídos de las plantas aromáticas, para restablecer el equilibrio y armonía del cuerpo y de la mente para beneficio de nuestra salud y belleza.

La palabra “aroma” significa olor dulce, y “terapia”, tratamiento diseñado para curar. A diferencia de otras terapias, el potencial curativo de la aromaterapia procede de su capacidad para promover la relajación y, al mismo tiempo, generar una sensación de alegría o tranquilidad en el receptor. Es por esta razón que se la considera como el lenguaje del alma: aquello que nuestro cerebro percibe a través del olfato, lo sitúa en el área de las percepciones espirituales, armonizando nuestro cuerpo energético y accediendo de este modo a la regulación del área física que necesite ser reconstituida.

La aromaterapia no reemplaza a la medicina tradicional sino que la acompaña y hace que sus efectos sean más rápidos y duraderos porque llegan a la raíz emocional despertando nuestras propias energías de curación. Por otra parte, cuando se huele algo se evoca la memoria emocional, se puede relacionar las emociones. Así, la memoria asociativa de aromas y situaciones generan el aprovechamiento de los aceites para uso terapéutico.

Los aromas pueden ser grandes aliados a la hora de disfrutar del relax, el descanso, estimular nuestra creatividad y revitalizarnos. Cada perfume tiene un efecto.

Los perfumes y sus efectos:

  • El aceite con esencia de miel combinado con el aceite esencial puro de Ylang Ylang. Es un poderoso ansiolítico y antidepresivo, genera bienestar y activa también la energía creativa. El resultado es un aroma que espanta los climas densos, convoca a la unión y a la tranquilidad. Es ideal para combatir los miedos y la depresión.
  • El aceite con esencia de manzana mezclado con el aceite puro de jengibre. Fomenta el valor y la autoconfianza; disminuye la ansiedad a la vez que estimula los centros vitales. Es ideal además, para regular la humedad del lugar donde se coloque y genera un clima de descanso envidiable.
  • La esencia de jazmín verde junto al aceite esencial puro de jazmín. Funciona como antiespasmódico, estimulante, antidepresivo y atiséptico. Se lo utiliza mucho para relajar la tensión muscular. Es un aroma perfecto para generar nuevos proyectos o descansar bien luego de una ardua jornada.
  • La mezcla de la esencia de rosa con el aceite esencial puro de geranio. Tiene una acción altamente antidepresiva y vitalizante, además de crear ambientes románticos por excelencia. ¡Es ideal para acompañar una velada romántica!

Perfumá tu casa y tus espacios con la esencia que sientas propia, que sientas que te hace bien. A través del aroma creá tu clima único y personal.

Política de cancelación de servicio

Para cancelar envía BAJA o hacé click acá